Martes, 05 Julio 2016 11:42

EL ABC PARA DESINFECTAR FRUTAS Y VERDURAS: SSO

Valora este artículo
(0 votos)

“Para impedir que los parásitos presentes en frutas y verduras dañen el bienestar de las personas, es muy importante lavarlas y sobre todo desinfectarlas”, enfatizó el

director de Prevención y Promoción de la Salud de los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO), Ángel Alfonso Quintero Martínez.

Quien dijo que el cocerlas no es suficiente, ya que el calor no destruye todos los microorganismos y al pelarlas pueden transferirlos de la cáscara a la pulpa, por ello se deben lavar con agua y jabón para retirarle la tierra y cualquier partícula extraña, después en un recipiente con agua y cloro, reposar por 30 minutos (1 litro de agua es igual a 1 cucharada de cloro), al terminar ponerlas a escurrir en un colador y deja secar.

Y es que dijo que respecto a las Enfermedades Diarreicas Agudas (EDAS), en lo que va del año (semana epidemiológica número 24), se han notificado 80 mil 259 casos, ubicando a Oaxaca en el lugar número nueve a nivel Nacional.

Detalló que en Valles Centrales se registraron 32 mil 898 pacientes, seguido del Istmo con 14 mil 444 casos, Mixteca con 10 mil 981, Costa con nueve mil 690, Tuxtepec con siete mil 94 casos y Sierra notificó cinco mil 152 casos.

Aseguró que en comparación del año pasado a la misma fecha se registró una disminución del 12 por ciento en el número de casos, sin embargo, aseveró que la clave se encuentra en preparar alimentos con higiene.

Por lo que recomendó que en el caso de las fresas, sólo se deben retirar las partículas extrañas bajo el chorro del agua y dejarlas en el recipiente con cloro por 20 minutos, no quitar el rabillo, así también el de las manzanas, guayabas o tomates, hasta que se hayan desinfectado, de lo contrario los microorganismos pueden ingresar a la pulpa y la desinfección no será efectiva.

Mencionó que para obtener buenos resultados, hay que asegurarse de cumplir con la dosis y el tiempo de exposición señalados por el fabricante en caso de utilizar algún producto comercial, y leer si el desinfectante requiere enjuagarse posteriormente, de ser así utilizar agua limpia libre de gérmenes para evitar la recontaminación.

En caso de emplear blanqueador común (cloro comercial al 5.5% ó 6.0%) para desinfectar agua y alimentos, verificar la etiqueta para asegurarse de que no contengan colorantes, aromatizantes o sosa; algunas marcas indican la cantidad necesaria para esterilizar alimentos (sólo es útil para eliminar virus y bacterias); además, tomar en cuenta que una sobredosificación puede provocar una intoxicación grave, concluyó.

Inicia sesión para enviar comentarios